11 Ideas Para Bodas Civiles Sencillas

Si quieren una boda bastante tradicional, con el vestido de novia y las damas de honor y una recepción y todo eso, no hay tal cosa como una boda realmente simple. Una boda puede ser simple, pero sólo si tú y tu novia y algunos amigos van a la corte y se casan y van a cenar después.

Las bodas civiles en muchas culturas por tradición son simples, básicamente asisten a la corte los novios y algunos que sirven de testigo. La mayoría de los novios organizan una gran celebración para su boda por la iglesia, es en esta ocasión cuando invitan a muchas personas y gastan mucho dinero en preparativos.

Si por alguna razón debes obligatoriamente organizar una boda sencilla, no te preocupes. Generalmente cuando los eventos son más íntimos, involucran especialmente a los seres queridos y se pasa un momento muy emotivo e inolvidable.

Aquí hay algunas ideas ideas para bodas civiles sencillas que le quitaran algo de estrés a su boda:

Mantener la lista de invitados pequeña

Si logras dar este paso, el costo de casi todo lo demás bajará, y todo será bastante simple en comparación. Mi esposa y yo no fuimos capaces de lograrlo. Bueno, en cierto modo, lo hicimos – ambos tenemos familias extensas, y en Guam, es costumbre invitar a todo el mundo (no sólo a los primos, sino a los primos segundo, tercero y cuarto, y a todas las tías y tíos y abuelos y niños de cada nivel). Pero limitamos la lista de invitados a sólo los primos hermanos de nuestros padres, y eso fue un logro.

Añadimos sólo unos pocos amigos cercanos, cuando podríamos haber invitado a docenas y docenas más. Así que terminamos con una lista de 300 en lugar de 600, cuando me hubiera gustado que fuera más cercana a 150.

Además de ahorrarte mucho dinero, tener una lista de invitados pequeña te quitara mucho peso y estrés en todos los preparativos que eso implica. Realmente no es necesario invitar a todo el barrio para pasar un momento especial e inolvidable.

Mantén el menú simple

El mayor costo para los novios puede ser la comida, pero puedes mantenerla a un nivel razonable sin llegar necesariamente a una cena extravagante y elegante. No debes elegir una gran cantidad de platos y postres. Aunque puede que te guste que la gente disfrute de la comida, no van a ir para tener una comida elegante – estarán allí simplemente para celebrar tu matrimonio y disfrutar de la compañía. Si eso no es suficiente para ellos, no es tu problema.

Escoger un menú super elaborado con varios tipos de comidas y postres puede resultar algo agotador, además, puede generar conflictos porque los novios no se ponen de acuerdo.

Haz que lo atiendan

Cuando se trata de comida, puedes ir de dos maneras – simple en términos de cuántos problemas habrá (ve con un proveedor) o simple en términos de costos (haz que la familia prepare la comida). Hay lugares con tradiciones donde las familias se comprometen a ayudar con la comida, de este modo se sienten más a gusto y le liberan una carga a los novios. Esta tradición puede ahorrar mucho dinero. Pero si no quieres pasar por todos esos problemas – es una gran molestia – puedes optar por lo simple. De esta manera, la familia puede vestirse y aparecer y disfrutar de la celebración.

Conseguir ayuda, y delegar. Mientras salvamos a nuestra familia de tener que cocinar, estamos pidiendo ayuda a algunos amigos y familiares. Y créanme, les encanta ayudar. Hay un montón de pequeños detalles que necesitan ser atendidos, y si tratas de hacer todo por ti mismo, estarás corriendo como un loco. En vez de eso, permite que otros ayuden, delega ciertas tareas, y cuando las hagan, táchalas de tu lista. Hace la vida mucho más fácil.

Ve con el atuendo más fácil

Debes elegir el atuendo más simple en términos de cuánto trabajo tomará, y eso es un esmoquin alquilado o un vestido de novia alquilado.

Olvida las invitaciones elegantes

Las invitaciones de boda tradicionales tienen un par de sobres diferentes, papel de seda, algún otro papel, y eso es todo antes de llegar a la invitación en sí. Es demasiado problemático y demasiado caro para mi gusto. Así que imprime tus propias invitaciones, en tu impresora.

No intentes impresionar

Esta es la clave: si intentas impresionar a la gente con tu elegante boda, te meterás en muchos problemas y gastos. Realmente no vale la pena. Todo el mundo ha ido a bodas elegantes, y aunque son bonitas, duran un día y te endeudan profundamente. De todas formas, a los invitados no les importa, como dije, sólo están ahí para celebrar tu boda, y no les importa si no lo haces todo. Si lo hacen, es su problema.

Mantén la decoración simple

Vamos a tener algunos arreglos florales, algunas velas, y eso es todo. Muy mínimo, muy poco problema, muy poco gasto.

Favores simples

Vamos a tener algunos dulces tradicionales al estilo de Guam (caramelos de coco), puestos en pequeñas cajas de favores baratos. Y eso es todo.

Entretenimiento simple

Tendremos algunos bailarines culturales tradicionales al estilo de la isla, un grupo musical acústico, y eso es todo.

Tendrán un coordinador

No tiene que ser una coordinadora de bodas elegante, sino que puede ser simplemente un miembro de la familia en quien confíes para llevar las cosas de acuerdo a tu plan. Si tienes a alguien más que se encargue de todos los detalles el día de la boda, no tienes que preocuparte por ello, y puedes relajarte y disfrutar de las festividades.

Hazlo temprano en el día

Hacer la boda en un día de la semana tiene la desventaja que tal vez los invitados tengan que ir al trabajo el día siguiente, por lo que debes hacer la ceremonia temprano. Además, te permite irte al hotel con tu pareja más rápido para descansar del estrés y tener un momento de intimidad más agradable y duradero.

Deja un comentario